El embalaje de madera, problemas a la exportación




En muchas ocasiones, después de haber contactado con un cliente o distribuidor en un mercado exterior, después de haber llegado a un acuerdo comercial donde el precio ha sido lo más difícil de negociar, después de haber preparado toda la documentación necesaria y después de haber encontrado el transporte adecuado, nos surge un fatídico problema que no habíamos previsto y nadie nos había alertado de su existencia..., la cuarentena de nuestra mercancía en el puerto de destino!.

¿Cómo?, ¿qué nuestra mercancía está retenida en la aduana de destino porque los palets no han sido tratados adecuadamente o no han sido fumigados?

Debido al aumento de controles aduaneros de los embalajes de madera, la entrada del producto a estos países sin los certificados de fumigación queda totalmente paralizada, con los consiguientes problemas para las empresas exportadoras en altos costes económicos de cambio de embalaje y demoras en el plazo de entrega.

Las normativas existentes para las exportaciones a los países del NAFTA (EE.UU., Canadá, México), Australia - Nueva Zelanda, Chile, Brasil, Argentina, China, Japón y Sudáfrica, en materia de embalaje de madera utilizado, debe estar ausente de plagas, insectos y microorganismos, para evitar el transporte de estos al país destinatario. Por eso la madera utilizada tendrá que someterse a tratamientos de fumigación, no antes de tres meses o bien deberá utilizar embalajes de fibra de madera prensada. Este tipo de embalaje ha sufrido un proceso de fabricación a alta temperatura y alta presión, quedando totalmente esterilizado contra parásitos y microorganismos que pueden afectar a la madera. De esta manera evitamos los problemas que muchas empresas exportadoras se están encontrando debido a la falta de información.

Algunos ejemplos de países:

EE.UU./Canadá: Desde el 1 de Enero de 1996, Las autoridades americanas planean como prevenir la entrada de parásitos de la madera en el país. Por ello anunciaron controles para detectar posibles parásitos y multas para las mercancías que no cumplieran, además de los correspondientes retrasos. Los certificaciones del APHIS (Animal and Plant Health Inspection Service) permiten que los embalajes de madera puedan ser importados sin ningún problema.
China: Las Autoridades de China también obligan a que los palets sean tratados. Este tratamiento tiene que ser probado mediante los certificados que emite la agencia de protección de plantas.

México: Desde la Ley de 5 de Julio de 1996, Las autoridades piden un certificado de protección de plantas antes de la entrada de palets fabricados con madera nueva y usada. Los importadores de México están obligados a suministrar evidencia de que la madera importada no contiene parásitos.

Brasil, desde 3 de noviembre de 1999, la madera de embalaje o de soporte para el transporte de mercaderías que estuviere tratada deberá ser transportada por medios que aseguren la imposibilidad de la ocurrencia de una infestación durante el trayecto, y deberá estar acompañada de un Certificado Fitosanitario Oficial de la Organización Nacional de Protección Fitosanitaria del país de origen, que garantice, antes del embarque, su tratamiento mediante calor, fumigación u otra forma de preservación previamente acordada con su congenere en Brasil. En este deberá constar el producto, dosificación, tiempo de exposición y temperatura utilizados para la fumigación. Dicho certificado deberá ser inspeccionado en el punto de entrada por fiscales agropecuarios del Ministerio de Agricultura y de Abastecimiento.

El tratamiento de fumigación deberá haber sido realizado en un período no superior a los 15 (quince) días previos al embarque de la mercadería en el país de origen.

No os olvidéis, si vuestra mercancía necesita de embalaje de madera o bien vais a utilizar el palet como unidad de carga, estar seguro de que en destino no vais a tener ningún problema.

Alberto Rino
arino@reexporta.com